Conducción y embarazo

¿Estás embarazada y también conduces tu coche habitualmente? Descubre algunas sugerencias a tener en cuenta durante la conducción cuando estás embarazada.

Muchas personas están en contra de la conducción durante el embarazo pero es cierto que el embarazo no puede ser un impedimento para coger un coche y más cuando el vehículo se hace indispensable para ir a trabajar o desplazarse.

Aunque durante las primeras semanas las futuras mamás experimentan unas ganas irremediables de dormir puede que estas circunstancias no sean las más apropiadas para coger un coche por lo que se advierte a las embarazadas no conducir cuando se sienten cansadas o con dificultades para concentrarse.

conducir-embarazo

Al principio no sería problema que la embarazada cogiera su propio coche si se siente plenamente y en buenas condiciones sin embargo a partir del sexto mes los movimientos del cuerpo son menos flexibles y se limitan en muchos momentos por lo que sería recomendable que se acostumbren a llevarlas.

Sugerencias a tener en cuenta durante la conducción

Si eres de las futuras mamás que prefiere seguir conduciendo hasta el último momento, te aconsejamos o te sugerimos ciertas ideas que harán más cómodo la conducción y te ayudarán a sentirte más segura cada vez que cojas un coche:

  • Los asientos deberían ser regulables en altura y ancho, así podrá adaptarlo cada vez que quiera y a medida que se cumplan los meses.
  • El volante también debería ser regulable para adaptarse al espacio y el crecimiento de la barriga.
  • La entrada o el acceso al coche debe ser lo más cómodo posibles.
  • Los cinturones de seguridad deben ser lo más largo posibles.
  • Los reposacabezas son indispensables para los dolores de espalda.
  • Si vas a viajar en el lado del copiloto sería ideal que existiera un espacio de un mínimo de 25 cm entre el airbag y la barriga. Si la gestación es muy avanzada el sitio ideal del coche sería en el lado derecho de la parte de atrás.

Hacer un comentario