Contracciones de parto

¿Duelen las contracciones del parto? Y en caso de que duelan, ¿cuánto duelen? Descubre más sobre ello y si sobretodo es posible o no tener un parto sin dolor.

contracciones-partoUna de los momentos que más temen las mujeres embarazadas es el momento del parto pero más aún las esperadas contracciones que cogerán por sorpresa a cualquier mamá.

Nosotros vamos a explicar detalladamente como ocurren estas contracciones totalmente diferentes a las que se producen durante la gestación, cuánto duelen, cuánto duran y si se pueden controlar.

Desde el momento en que se cumplen las 37 semanas el bebé estará preparado para nacer por lo que la mamá tendrá que estar preparada para sentir todo aquello que le indique el comienzo del parto.

¿Duelen las contracciones?

Las contracciones que se presentan al comienzo del parto suelen ser molestas e incómodas para la madre que en la mayoría de las ocasiones no notan nada porque pasan desapercibidas a lo largo del día o la noche.

Cuando llegue la hora del parto las contracciones serán más frecuentes y más dolorosas.

¿Duelen siempre?

Lo más típico o frecuente es que a medida que el parto se manifiesta las contracciones se presenten y duelan pero existen muchas madres que no saben lo que son los dolores y aún menos las contracciones.

Algunos partos ocurren inesperadamente y lo mejor de todo es que las contracciones no se presentan, al contrario de que pueda parecer una mala señal, algunas mujeres tienen la suerte de ponerse de parto y dar a luz sin haber sentido ningún dolor.

Para las madres que dan a luz sin dolor alguno el indicativo de que está de parto suele ser la tripa dura que se genera por lo que el bebé estará a punto de nacer.

¿Cuánto duelen?

Como bien hemos dicho en muchas ocasiones cada mujer es diferente y cada parto será especial, por lo que también el dolor tiene su parte única ya que cada mujer sentirá los dolores de maneras diferentes.

Algunas mujeres sufren dolores intensos e insoportables y otras en cambio pueden llegar a soportar las contracciones durante todo el proceso.

También hay que saber que el dolor es algo subjetivo y cada mamá tendrá determinadas maneras de sentirlo y vivirlo ya que el miedo o la ansiedad a tener alguna complicación también pueden influir en el dolor.

Hacer un comentario